Blog

Novedades, Actualizaciones, Consejos y Material de Referencia

Según los especialistas, hablar en público encabeza la lista de miedos cotidianos. Pero existen buenas técnicas para superarlo. Aquí, claves para una presentación muy eficaz y sin tensiones

Cualquier presentación sólida se apoya en tres elementos: el auditorio, el orador y el tema. Se logra una pieza de oratoria de calidad cuando el tema entusiasma al orador e interesa al público. 

Claves para ser un orador exitoso

Controlar el lenguaje corporal. Si no está en concordancia con el discurso, las palabras pierden fuerza y la charla no es efectiva. La postura derecha muestra seguridad y profesionalismo.

Mostrar naturalidad. La imagen del orador reafirma las palabras. Si su actitud parece impuesta o forzada, el discurso, también.

Mirar al auditorio. El contacto visual genera pertenencia y crea confianza en el público.

Articular correctamente. Cuando el público está alejado, no puede acudir a los gestos para reafirmar el sonido, y si no escucha con claridad, difícilmente podrá seguir el hilo del discurso.

Manejar el tono de voz. Es un espejo del estado de ánimo. Para manejarlo, la clave es conocer el tema y tener confianza. La seguridad interna del orador se trasladará al sonido de la voz.

Utilizar un vocabulario sencillo y adecuado al público. Cuando el auditorio no conoce varias palabras, pierde el hilo del discurso y, después, el interés.

Acudir a palabras disparadoras. Tener a mano una tarjeta con algunos términos clave permite recordar rápidamente ideas o conceptos. Los colores también ayudan.